viernes, 24 de junio de 2016

The Lovin' Spoonful

Esto es lo lindo del re descubrimiento, navegar en las desconocidas aguas de la música y comenzar a remar, en ese desconocido mundo, los últimos años dejé en segundo plano el encontrar nuevas canciones o artistas, bueno de hecho sí lo hice, pero quizá me orienté a otros géneros o épocas más actuales, sin embargo hoy volví a mi década musical favorita: los 60.

Y lo hice a través de una banda que escuché hace mucho tiempo en una versión de Joe Cocker, con una buena voz, sin duda, pero con un toque más moderno, mi sorpresa llegó cuando revisaba la lista de las mejores 500 canciones según la revista Rolling Stone, y allí estaba, en en lugar 401: "Summer in the City", original de  The Lovin' Spoonful, no podía ser posible, esa era una canción de Joe Cocker, debía revisar en ese mismo entonces, acudí a mi fiel amigo Youtube y escribí rápidamente y allí estaba la canción original.



Unos toques pastel y bastantes psicodélicos me hicieron entender que se trataba de una canción original de 1966, de regreso a aquella época maravillosa, no sabía que era mejor si la voz del cantante o su actitud mientras tocaba, o el ritmo de su teclado o la batería o la letra de la canción  o lo bien que me hacía sentir la canción por dentro, era un conjunto de emociones brillante, lo escuché una y otra vez y pensé 'Joder, qué canción'.

Así que cuando finalizó la canción no me detuve ahí, necesitaba más canciones de ese grupo, "Summer in The City" era tan solo el inicio, me dejé llevar por una canción llamada "Daydream" una palabra que no me es ajena, el resultado fue el mismo, el ritmo o la letra no sé que es pero es un grupo realmente brillante.

La banda nació en Nueva York, justo a tiempo para vivir el verano del amor, partiendo de las referencias musicales de grupos contemporáneos británicos como The Beatles o The Kinks y grupos estadounidenses como The Byrds, Buffalo Springfield, The Turtles o el dúo de Simon & Garfunkel,

Liderados por John Sebastian, un hombre que heredó las aptitudes musicales de su padre, y además de contar con una gran voz, aprendió a tocar el piano, el arpa y la guitarra. el harmonicista  John Sebastian Sr.

Sebastian criado en un ambiente musical donde el folk jugaría un papel fundamental conoció  durante la década de los cincuenta al guitarrista canadiense Zal Yanovsky, juntos compartían un gusto en particular por la música folk y una inclinación por la música de  Bob Dylan.

Juntos tocaron en diferentes pequeños clubes y cafés de Greenwich Village con un grupo llamado The Mugwumps, formación que en su momento también tuvo a a Mama Cass y a Denny Doherty, futuros integrantes  de The Mamas & The Papas.


Finalmente The Lovin’ Spoonful se completa, además de contar con Yanovsky y Sebastian con el bajista Steve Boone  y el baterista, de paso vocalista  Joe Butler. La banda tomó su nombre de "Coffee Blues", una canción de  Mississippi John Hurt, un guitarrista de blues, a menudo, el blues usaba el término "a spoonful" para referirse al sexo y en algunos casos para referirse a las drogas como la cocaína. Puro feeling hippie de la época.

Lo exitoso de los Spoonful en realidad provenía del talento de Sebastian, digno compositor capaz de crear  pegajosas canciones pop con tintes de folk y country, algo que llamaría la atención del sello  Kama Sutra con el que publicaron su primer sencillo al que titularon "Do you believe in magic?", el primero de sus hits, pues a pesar de la corta vida de la banda, su cantidad de éxitos comerciales es asombrosa. 

Su primer álbum, contaba además con composiciones en su mayoría propias, algo que pocos artistas hacían para la época y una práctica que hasta ahora parecía ser adoptada, recomiendo además de su primer álbum, una canción llamada "Younger Girl". 

Su segundo álbum titulado "Daydream" de 1966 incluía además de una canción homónima (la cual nombre anteriormente) otra joya  llamada  "You Didn’t have to be so nice".

Para aquel mismo año compartieron con el mundo el éxito que me cautivó de esta banda: "Summer In The City"

Lo curioso de sus siguientes álbumes fue la unión que tendrían con el cine, pues para su tercer LP,
“What’s Up, Tiger Lily” se convertirían en la banda sonora del primer filme que dirigiría Woody Allen (Del fucking Woody Allen). (¿Sabría la banda al genio fílmico que tenían en frente?.)

El último trabajo de aquel año, "Hums of the Lovin' Spoonful" contenía sus éxitos “Rain on the roof” y “Nashville Cats”,y claro “Summer in the city”.

Tras lanzar un álbum recopilatorio, el cual fue el más exitoso comercialmente, la banda  regresaría a colaborar con otro famoso director, en este caso con Francis Ford Coppola  (El Padrino, Apocalypse Now) para hacer la banda sonora de "You’re a big boy now" de 1967. 

Sin embargo aquel mismo año, Zal Yanovsky, se vio involucrado en un lío con la Policía pues fue detenido, por posesión de marihuana, la Policía lo presionó para que le diera el nombre de su proovedor, al ser un ciudadano canadiense, temía ser deportado por lo que tuvo que confesar, todo resultó un gran alboroto en la comunidad hippie, a tal punto que el guitarrista terminó por abandonar la banda y a pesar de comenzar su carrera en solitario, su reputación había sido fuertemente afectada. 

Tras la salida de Yanovsky, su compañero y amigo,  John Sebastian, decide iniciar su carrera en solitario, dejando a la deriva a los Spoonful que sin la capacidad compositora de John y a pesar de los esfuerzos del baterista  Joe Butler, The Lovin’ Spoonful desapareció en 1968.

Su carrera fue veloz y sin embargo lograron dejar su huella en la concepción del rock and roll, a tal medida que en el año 2000 ingresaron al Rock N' Roll Hall of Fame, donde se reunieron una vez más para tocar algunos de sus clásicos, una de las bandas americanas que merecerían tener más popularidad

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada